miércoles, 4 de marzo de 2015

MIERDA Y MÁS MIERDA por El Sek




Y hoy me levanté con un fuerte dolor de estómago. Mientras cagaba, el ruido mortal de aquella gotera zumbaba en mis oídos y respiraba muy fuerte para no escucharla, estaba harto del ruido que me hace el mundo.

Soy un idiota, de esos de clase mundial yo lo acepto, es mi condición pero lo más triste es que ni soy el más idiota ni el peor de todos, como siempre en la maldita medianía, pero es aquí donde se puede vivir mejor, para qué ir a buscar la gloria, ¿qué produce la gloria que todos van por ella como grandes perros tras un buen bisteck? Quien sepa la respuesta, está leyendo el blog equivocado. ¿Y por qué tengo tanto sueño y no puedo dormir? 

En realidad no lo sé, no tengo muchas respuestas ni tampoco dudas, eso es peor que muerto, tampoco nada de donde agarrarme para sobresalir, para sentir esa superioridad moral que es producida por algo, ese "algo" que perdí no sé si en la bolsa izquierda o derecha del pantalón. 

Y ahora ya nada podrá confortar mi alma, es así, dirigida al caos y a la desesperanza, y no es depresión, con la depresión quiero estar con alguien y ahora quiero estar solo, solo frente al mundo llorando con un vaso de vino tinto en la mano sabiendo que el enojo ya no me alcanza para partir caras ni traseros. 

Pero si el mundo necesita fuego, porqué no emborracharme hasta volver a ser feliz para olvidarme que nada en este mundo vale la pena... no lo sé, aspiro el aire de desesperanza y, repito, no estoy deprimido, sólo es un poco de coraje, sí, coraje, porque se ha ido mi esperanza en este mundo, con todo y maletas y dejó deudas que yo tengo que pagar, un pusilánime con los bolsillos rotos, sin corazón, ni sentimientos, sólo desesperanza. 

Entonces termino de cagar, me limpio como puedo el culo, me subo el pantalón, salgo a la calle...bonitos pensamientos al cagar, no sé porqué no tengo una maldita pistola a la mano.


El Sek